Reinventarse con corazón con Cristina Núñez

Cristina Núñez siempre viene a Una Noche con.. cargada de una energía contagiosa. Ella parte de su propia experiencia para mostrarnos el camino del emprendimiento, que se inicia en el mismo momento en que escuchamos esa llamada que nos alerta de que necesitamos cambiar de rumbo.



La frase de cabecera que utiliza Cristina es del dramaturgo irlandés George Bernard Shaw:

«La gente siempre culpa a las circunstancias de lo que ellos son. Yo no creo en las circunstancias. Las personas que mueven el mundo son las que se levantan y buscan las circunstancias que desean… y si no las encuentran, las crean».

Es una premisa que viene muy al caso en este tiempo de pandemia, porque siempre hay oportunidades, solo hay que estar atento, mantener la mente abierta y buscar las circunstancias propicias. Y, sobre todo, escuchar nuestro interior.


La reinvención está muy unida al carácter de Cristina Núñez, como al de muchas personas que tienen una apertura de mente que las lleva a derribar límites. Cuando sientes ese clic mental que te dice que no estás en el lugar que quieres, hay que buscar de nuevo la pasión, dar un nuevo enfoque e investigar nuevas posibilidades.

Cristina Núñez relacionó también la reinvención con la capacidad de valorarnos. Nos anima a trabajar la autoestima y creer en nosotros mismos y en nuestro proyecto. Debemos creer en el potencial que guardamos, en nuestras capacidades y, sobre todo, en el talento que cada uno tenemos. Insistió en que nunca se empieza de cero porque la experiencia anterior suma para cualquier proyecto nuevo.



La idea que marcó a todos los participantes, y que no deberíamos olvidar nunca, es que nuestra profesión no define quiénes somos. Puede ser una parte importante, pero no representa nuestra persona; somos muchos más que un trabajo. Como apuntó Eva, que ha vivido múltiples reinvenciones, «ninguna me define, pero todas me integran».

Por eso, cambiar el rumbo y poner ilusión renovada a nuestra vida no puede ser un motivo de crisis. Cristina Núñez nos dio las herramientas para emprender con corazón, porque ella pone el alma en lo que hace y es lo que quiere transmitir con su proyecto. «Cuando conectas contigo mismo, transmites esa ilusión y hace que nuestra labor se diferencie de cómo lo hacen los demás». Es ese corazón el que nos impulsa a superarnos, a remontar ante la adversidad. Es un para qué mas grande que nosotros.



Así, con la emoción flotando en el ambiente, Cristina nos llevó a un lugar de conexión con nosotros mismos, donde visualizar nuestro futuro, el objetivo que queremos alcanzar y lograr. Nos invitó a ser honestos con nuestra situación y nuestras aspiraciones, a permitirnos soñar y hacerlo posible. Porque, como bien dijo, «peor que tener miedo es mirar cara a cara a la persona que podíamos haber sido y no ser ella porque no tuvimos el coraje de atrevernos».



En el corazón de todos se quedó el empujón definitivo que nos dio Cristina:

«La vida no está hecha para conformarnos. Está hecha para levantarnos cada día con la ilusión de alcanzar nuestros sueños. Estás aquí para brillar».



Gracias, Cristina, por enseñarnos que es posible poner el corazón en todo lo que emprendemos y que siempre es buen momento para renovar las ilusiones.

Os damos las gracias a todos los que asististeis o seguisteis la charla online, porque sin vosotros no podríamos continuar este proyecto hecho desde el corazón y reinventarlo con el mismo entusiasmo de siempre.


¡Seguimos viéndonos en próximos eventos!


Fotografía: Olga Vallejo

Catering: Plato a Plato




Recent Posts